.

Aprendiendo a cantar se aprende.

Coros de Las Cumbres

Para los alumnos, la pertenencia al coro es una elección que significa muchas cosas y, cada una de ellas, es un gran aprendizaje.

Porque estar en el coro es, además de dedicarse a cantar, ser parte de un equipo. Cada una de las personas que lo integran toman una decisión, asumen un compromiso consigo mismas y con sus compañeros: llegar a tiempo, no faltar, estudiar, tener paciencia cuando una canción no sale, perseverar en el intento, no abandonar, respetar los tiempos de los otros y saber convivir creando un espacio de crecimiento que los necesita a todos en general y a cada uno en particular.

En Las Cumbres tenemos coros porque nos gusta cantar. Y para poder sacar lo mejor que tenemos adentro: sentir el orgullo del fruto del esfuerzo, compartir, expresar, comunicarse, ensayar y ensayar, ofreciendo -a quien quiera escuchar- una linda canción.

Entrevista a Delfina Pearson(*), directora del coro hasta 2007.

-¿Cuáles son tus objetivos en la dirección del coro?

-“Que el coro siga creciendo es para mí un gran desafío. Dada la gran movilidad que tiene su formación, los objetivos que me planteo son anuales: el primero, que los chicos disfruten, que descubran que cantar es una de las maneras más lindas de vivir y de transmitir, algo que te permite conocerte más a vos mismo y compartir la experiencia con gente que disfruta igual que vos. Siempre cantando. El segundo, lograr que nuestra producción musical sea buena, afinada, prolija, agradable tanto para el oído experimentado como para el que pasa y tan sólo se sienta a escuchar. El tercero -aclarando que si ya logro mis dos objetivos anteriores me considero muy feliz- es que el coro suene cada vez mejor. Si ya logré algo afinado entonces me ocupo de los matices, de que musicalmente suene más que afinado y que al hacer esto se siga sosteniendo para las chicas el placer de cantar y de estar en escena transmitiendo emociones. Siempre queriendo llegar más lejos y más alto, ¿no es así?”

La educación es un acto de fe

Fe de los docentes, en que una buena clase es la posibilidad de un buen camino para el futuro de sus alumnos. Fe de los padres, cuando eligen nuestro proyecto educativo para sus hijos (el proyecto más importante de sus vidas). Fe de los alumnos, que al dar cada día el "presente" nos están dando su palabra. Fe en Dios que nos guía y sostiene. Docentes, alumnos, directivos y padres, creemos en Las Cumbres. Y como comunidad educativa sabemos que para la construcción de un país sólido, la educación es la puerta grande. Estos son nuestros Principios y Objetivos.